El Gobierno de Castellón quiere iniciar una modernización de los mercados involucrando a los comerciantes


El gobierno de Castellón quiere iniciar una modernización del Mercado Central y San Antonio, involucrando a los comerciantes. Este es un proyecto del que todas las empresas locales pueden beneficiarse.

El Ayuntamiento de Begoña Carrasco se reunirá en las próximas semanas con comerciantes para trazar las líneas de un proyecto que suma 2,4 millones de euros de inversión y “que permitirá que nuestros mercados sean más modernos y competitivos. Queremos que el corazón de la ciudad vuelva a latir y solo lo conseguiremos apoyando a nuestros comercios locales a rentabilizar su proyecto de vida”.

El proyecto se financiará principalmente con dinero europeo y contempla, entre otras medidas, la instalación de mostradores frigoríficos en el mercado central, el de San Antonio, también en aparcamientos y en diferentes zonas de la ciudad “para que nuestro negocio pueda competir con otras zonas y grandes andenes, acercando los productos locales a los consumidores, llevando sus compras al punto de recogida más conveniente para todos”, ha señalado el primer alcalde.

El consistorio mantuvo una reunión con técnicos y concejales municipales para invertir los 1,9 millones de euros de la Unión Europea (UE), en el marco del plan de recuperación, transformación y resiliencia, Next Generation, al que el consistorio aportará 500.000 euros, por un total de 2,4 millones de euros, para la realización de esta digitalización de los mercados. Consultor de Modernización y Transparencia, Paco Cabañero; y la coordinadora del área de inversiones y grandes proyectos, Paz Aledón.

El proyecto contempla en gran medida un sistema que permita a todos los compradores, especialmente a los que viven en los distritos más alejados del centro, poder comprar en las tiendas del centro de la ciudad y recoger los productos donde más les gusten. Para ello, se instalarán los citados frigoríficos en varios puntos de la capital para una óptima conservación de los alimentos. El traslado de los productos desde el punto de venta hasta los mostradores se realizará mediante medios de transporte sostenibles -bicicletas eléctricas o patinetes- y la tramitación de los pedidos se realizará a través de una sencilla aplicación móvil (APP) denominada Market Place.

“La implementación y desarrollo de este proyecto y los demás incluidos en Next Generation se realizará de la mano de los expositores, porque creemos que es la única forma de lograr que esta importante inversión tenga los frutos esperados”, subrayó el alcalde. E insistió en que “desde el primer minuto me he comprometido con los representantes de este sector a implicarlos en todas las decisiones que les conciernen y esta no será una excepción”, afirma Carrasco.

“Nuestros mercados son un referente de cercanía con el cliente, pero también es cierto que tienen que adaptarse a los nuevos tiempos para sobrevivir y que los jóvenes están apostando por el negocio en un sector económico que es fundamental para la economía castellonense”, ha asegurado el alcalde.



Source link